¡ RUMBO AL ÉXITO !

¡ RUMBO AL ÉXITO !
"La escuela es la cuna que lleva el éxito a un país" Carolina Jaspe

martes, 24 de mayo de 2011

ESTAMOS LOS DOCENTES PREPARADOS Y ACTUALIZADOS EN LAS COMPETENCIAS TIC?

El docente de hoy debe ir a la par de los avances tecnológicos que se estan presentando a nivel educativo, puesto que nuestros niños, jóvenes y adolescentes corren como dulces gacelas buscando información, comunicación y usando las TIC en todos los aspectos de su vida diaria. El maestro de hoy tiene y debe buscar tiempo para actualizarse o formarse en las TIC. Es urgente que el docente navegue a la par de los chicos, porque sino la escuela no tiene sentido, el proceso de enseñanza quedaría a menos cero con respecto a los aprendizajes que requieren los niños.
Y para concluir es clave que el ente rector de la educación , llámese Ministerio, Alcaldía , elabore programas de capacitación tecnológica para los maestros y profesionales del ramo; donde se evalue constantemente el uso de las TIC en las escuelas o centros educativos. Donde se cercioren que de verdad la capacitación es efectiva y eficaz porque el país requiere de profesores eficientes y eficaces formadores y orientadores de nuestros niños del mañana.

miércoles, 7 de julio de 2010

Fracaso Escolar.

EL FRACASO ESCOLAR SE PUEDE DEFINIR COMO UN FENÒMENO DADO EN LOS ALUMNOS QUE PRESENTAN BAJO RENDIMIENTO ACADÉMICO, DISCAPACIDADES EN LAS MATERIAS INSTRUMENTALES COMO: LECTURA, ESCRITURA Y CÀLCULO.
TAMBIÉN SE ENCUENTRAN OTROS FACTORES QUE PROVOCAN EL FRACASO ESCOLAR : LA BAJA AUTOESTIMA,EL AMBIENTE , LAS AGRESIONES FÌSICAS O PSICOLÒGICAS POR PARTE DE LOS PADRES, EL HAMBRE, LA DESNUTRICIÒN Y EL HACINAMIENTO . TODOS ESTOS PERJUDICAN NO SOLO AL SISTEMA EDUCATIVO VENEZOLANO , SINO AL SISTEMA EDUCATIVO A NIVEL MUNDIAL.






Rendimiento Académico Escolar.

Rendimiento Académico Escolar.
El rendimiento académico escolar es una de las variables fundamental de la actividad docente, que actúa como halo de la calidad de un Sistema Educativo. Algunos autores definen el rendimiento académico como el resultado alcanzado por los participantes durante un periodo escolar, tal el caso de Requena (1998), afirma que el rendimiento académico es fruto del esfuerzo y la capacidad de trabajo del estudiante, de las horas de estudio, de la competencia y el entrenamiento para la concentración.
En otro ámbito lo describe De Natale (1990), asevera que el aprendizaje y rendimiento escolar implican la transformación de un estado determinado en un estado nuevo, que se alcanza con la integración en una unidad diferente con elementos cognoscitivos y de estructuras no ligadas inicialmente entre sí. El rendimiento académico es un indicador del nivel de aprendizaje alcanzado por el mismo, por ello, el sistema educativo brinda tanta importancia a dicho indicador.
En tal sentido, el rendimiento académico se convierte en una tabla imaginaria de medida para el aprendizaje logrado en el aula, que constituye el objetivo central de la educación. Este está constituido por los indicadores: tasa de éxito, tasa de repitencia y tasa de deserción, los cuales indican la función que cumple la escuela. Por tal razón, el rendimiento escolar es el resultante del complejo mundo que envuelve al participante: cualidades individuales: aptitudes, capacidades, personalidad, su medio socio-familiar: familia, amistades, barrio, su realidad escolar: tipo de centro, relaciones con el profesorados y compañeros o compañeras, métodos docentes y por tanto su análisis resulta complicado y con múltiples interacciones.
En ese mismo ámbito, aunque se haya analizado el rendimiento escolar como el resultado de numerosos factores que inciden directamente en él, diversos estudios ven en causas socioeconómicas o socioculturales el origen de la desigualdad en los rendimientos de los escolares.
En consecuencia, se sostiene que hay factores ocultos asociados con el rendimiento escolar según lo expresado por López en blog (2009). Indica los factores intelectuales: se incluyen capacidades y aptitudes, la inteligencia, y en igualdad de condiciones se rinde más y mejor un sujeto bien dotado intelectualmente que uno limitado mediano y que no ha llegado a conseguir un adecuado nivel de desarrollo intelectual. Otros son los psíquicos; tiene una decisiva incidencia en el rendimiento académico de los jóvenes como son la personalidad, la motivación, el auto concepto, la adaptación. Es un dato de evidencia que los fracasos escolares se dan con mayor frecuencia en alumnos que viven con problemas emocionales y afectivos carentes de estabilidad, equilibrio y tensiones internas debidas a múltiples causas y circunstancias personales.
Otro factor determinante es el de tipo socio ambiental: la influencia negativa que ejercen en el rendimiento los condicionantes ambientales que rodean al alumno como lo son: La familia, el barrio, estrato social del que procede. Es indudable que el llamado fracaso escolar está más generalizado y radicado en aquellas capas sociales más desposeídas económica y culturalmente, de tal forma que entre los colegios periféricos, suburbanos y los ubicados en niveles o zonas medias o elevadas se dan diferencias en el porcentaje del fracaso. Lo que lleva a admitir; que la inferioridad de condiciones de partida de unos alumnos con relación a otros va a ser decisiva en toda la trayectoria curricular del alumno. Y aunado a estos, están los factores biológicos: desnutrición, anemia, enfermedades parasitarias, entre otros.
Por último, son frecuentes otros tipos de factores que también tienen mucho que ver con el rendimiento escolar. En este grupo se hace referencia a un campo de variables que bien podrían denominarse de tipo pedagógico, donde se incluye los problemas de aprendizaje que son instrumentales para las distintas tareas de los diferentes contenidos escolares por estar en la base de una gran parte de ellos: comprensión, rapidez lectora, riqueza de vocabulario, automatismos de cálculo y metodología.
Escrito por Profesora Carolina Jaspe.

Reflexiones sobre cómo mejorar el rendimiento académico escolar.

Valorar el proceso de aprendizaje ha sido motivo de preocupación para los administradores de la enseñanza, cuando a la hora de aplicar estrategias de enseñanzas y aprendizajes se encuentran con la desmotivación y los bajos resultados académicos que presentan la mayoría de los participantes. En la actualidad una parte importante de docentes y otros profesionales de distintas áreas del conocimiento se sienten comprometidos con el uso de las nuevas tecnologías aplicadas didácticamente. En consecuencia, el producto debe o debería ser una escuela que genere conocimientos significativos y válidos para el participante. Por tales motivos vale destacar la reflexión, sobre qué tan agradables, motivadoras, significativas y fructíferas pueden ser las escuelas de hoy ? y lo qué se enseña y lo qué se aprende en ellas , llevan a pensar en que hay múltiples factores que hacen que la escuela se sienta un poco distante del niño (a) y la causa que más se acerca a la desconexión del binomio escuela- alumno; es la aplicación de estrategias poco precisas, cónsonas, pertinentes , creativas o dinámicas que despierten en los niños(as) el interés por la actividad de clase . Porque hay que estar atento a más que enseñar contenidos , que a veces son pocos atractivos, monótonos o ajenos al participante , es preciso saber cómo enseñar y a través de qué o cuáles estrategias hacer llegar el propósito del hecho educativo. Por consiguiente, surge la necesidad de redefinir y crear estrategias metodológicas y organizativas para dar respuesta educativas a todos, donde se posibiliten gestionar la diversidad en el aula, la creatividad, donde se pueda abrir la imaginación de los niños y jóvenes, como lo expresa Rimari (2004) la escuela debe ser un modelo que libere talentos que duermen en el interior de cada uno de ellos.

El reto de la escuela de hoy, es dar propuestas de estrategias organizativas de aula, con mira a la escuela del futuro, donde las innovaciones educativas provoquen los cambios pertinentes mejorando o transformando los procesos de enseñanza y aprendizaje, permitiendo a ese niño (a) apoderarse de los conocimientos de una forma agradable, dando paso a la transferencia de estos para y por la vida y generando resultados positivos en la evaluación y por ende en el rendimiento académico estudiantil. Y es cuando se plantea la interrogante que busca despejar el hecho educativo cuando se enseña y cuando se aprende ¿Por qué Marianita, Carmen, José no aprende a escribir?, pero no es sólo que no aprenden a escribir, es a leer, a sumar, a restar, a resolver problemas matemáticos de la vida cotidiana, ¿por qué se le hace difícil posesionarse de esos saberes básicos que enseña la escuela primaria? ¿Por qué le cuesta adquirir las competencias del grado? Todas estas preguntas encaminan el discurso hacia un cambio de modo profundo, con seriedad, del papel que juega la escuela y el maestro, cuando emplea las prácticas pedagógicas tradicionales, que no son más que la aplicación de estrategias, herramientas, técnicas y evaluaciones fundamentadas en su mayoría en la utilización de una pizarra, tiza, marcadores, textos, exámenes y donde el docente es quien dirige el proceso de enseñanza y aprendizaje, dejando a un lado la actuación del alumno.

Después de estas reflexiones ,es eminente ampliar el radio de acción con respecto a la búsqueda de estrategias metodológicas a aplicar en la escuela, con los docentes y demás miembros que conforman el hecho educativo. Sólo así se estarán dando alternativas eficaces que disminuyan el problema del deficiente rendimiento escolar.

Por Profesora: Carolina Jaspe

sábado, 12 de junio de 2010

ENTREVISTA .- Profesor Rómulo Guédez


Entrevista realizada al Profesor Rómulo Guédez, docente de Artes, jubilado del MPPE; cuenta con una experiencia docente de más de 30 años de servicio; laboró en varias instituciones entre las cuales están:la U.E.N "Simón Rodríguez","Santos Michelena". El Prof. Guédez también es escritor , poeta, cantautor, productor, locutor de radio y especialista en el campo Turìstico. Entrevista realizada en Caracas el día 2 de junio de 2010. Lugar: Casa de la cultura de San Francisco de Yare, Edo. Miranda .

Entrevistadora: Profa: Carolina Jaspe.

1.-Tomando en cuenta su larga trayectoria educativa, ¿podría explicar cuáles son los factores que inciden en el bajo rendimiento académico estudiantil?

R.- A través de mi experiencia docente pude, y puedo observar aún, que el rendimiento estudiantil generalmente se le veía como un elemento subjetivo, sin tomar en cuenta factores concretos que son de importancia en el mejoramiento del aprendizaje. De allí, pude inferir que es vital cambiar los paradigmas en la enseñanza y no ver el bajo rendimiento escolar como una causa sino como una consecuencia. En es aspecto concreto existen diferentes causas interrelacionadas que inciden en el bajo rendimiento escolar.

2.-. Profesor, ¿podría enumerar algunas esas causas?

R.- Las causas en su mayoría son conocidas, porque en general son los recursos que intervienen en el proceso de enseñanza y aprendizaje; léase , docentes, personal de la escuela, padres, representantes, claro, con sus excepciones y los participantes o alumnos, con sus excepciones.

Pero para mí existe causa que es el punto neurálgico de la cuestión: El sistema educativo. Éste no proporciona normativas adaptadas a los cambios acelerados de la sociedad postmoderna; se basa en leyes sueradas en razòn de los cambios del pensamiento universal; aplicadas o tratadas para el dominio de determinadas corrientes que sólo buscan fines proselitistas; hay un divorcio entre los docentes y los estudiantes; no se da una verdadera comunicación.

Existe además un divorcio entre los centros de enseñanza y la comunidad.

El habitat de los alumnos es deficiente y menesteroso.

Existen medios de información y no medios de comunicación.

Por último el desarraigo ciudadano, en razón del voraz populismo que se ha implantado en el país y que ha originado que la autoestima de los niños, adolescentes, jóvenes, adultos y mayores se vuelva añicos y en consecuencia repercuta en el rendimiento académico de forma desfavorable.
Profesor Guédez Muchas Gracias por su aporte .
R.- Gracias a ud. profesora.

miércoles, 9 de junio de 2010

Lector mesa , Lector piano




Todas las teorías y experiencias sobre aprendizaje han demostrado que un simple discurso emitido por el docente, en el aula de clase, no enseña: solo ofrece una serie de informaciones. Sin embargo los docentes de la educación básica, media y aún universitaria, continúan impartiendo sendas cátedras, que aburriendo o embelesando el oído no generan conocimiento. En la primaria y el bachillerato gran parte de los docentes continúan repitiendo las mismas lecciones, sobre los mismos temas, en los mismos niveles. En las universidades los docentes siguen dando su erudita clase sobre los aspectos más teóricos del conocimiento, sin que estos puedan ser contrastados con la vida misma, en un aprendizaje vivido y constructor de conocimiento.
El aprendizaje no se da en el docente, ya que su único papel es el de motivador y puente entre las ciencias, las artes y los estudiantes. El proceso de aprendizaje se gesta en cada estudiante y en cada grupo escolar, al interactuar con el conocimiento y con su aplicación en la vida real, dentro de un entorno social concreto. Por ello, el docente no puede pretender en ningún momento esperar que de él surja el conocimiento. Su papel real es poner al alcance de los estudiantes, las condiciones de aprendizaje que les permitan descubrir por ellos mismos los conocimientos alcanzados en la cultura humana, experimentar las vivencias de quienes buscan el conocimiento y lo más importante, generar sus propios saberes.
En el área del lenguaje, el aprendizaje se da en la adquisición y perfeccionamiento del código escrito y de los diversos códigos que nos permiten comunicarnos en la sociedad actual. Pero dicho aprendizaje surge únicamente al utilizar estos códigos en la vida cotidiana y no en abstractas tareas escritas, que nada tienen que ver con la vida de los estudiantes. Por ello nuestro punto de partida es ante todo ese múltiple y denso material que atiborra al joven de hoy, a través de los medios masivos de comunicación.
El aprendizaje de la lectura no necesita de un esquema tradicional, pues el material de lectura rodea y podríamos decir que invade el mundo de niños y jóvenes: avisos publicitarios, etiquetas de los productos del mercado, afiches, palabras en los vehículos, en fin, palabras y palabras puestas en todo medio comunicativo. Nuestra función como docentes es la de mirar con el lente de aumento que nos permite la escuela, todo ese bombardeo comunicativo, en miras a generar una lectura detallada y crítica de los mensajes ofrecidos por la sociedad en que vivimos.
¿Lector mesa o lector piano?
Al escribir y en general al ofrecerle diversas posibilidades expresivas, el joven deja de ser ese "lector mesa”, según lo planteaba nuestro escritor José Asunción Silva en De sobremesa, que no interactúa vitalmente con los textos leídos, para ser ese “lector piano” que interpreta (como un músico la partitura) y asume con autonomía crítica los mensajes que le rodean. Al generar esta interacción con todos los medios masivos de comunicación, utilizando el periódico escolar, la emisora, el teatro, el vídeo, la multimedia, el Internet, la pintura, la escultura, la publicación de cartillas, libros, blogs y en definitiva todo canal comunicativo que permita la expresión y diálogo con sus congéneres, con sus familias, su comunidad y la sociedad actual, nuestros estudiantes irán adquiriendo voz propia, aprendiendo y perfeccionando los diversos códigos que nos exige esta era.
En el campo del lenguaje, se pretende profundizar y desarrollar y formar estudiantes productores de textos y medios audiovisuales que dejen su voz, su huella en las múltiples pieles de ese monstruo que viene ser el mundo contemporáneo del siglo XXI; criatura compleja que nos exige transformarla.
La lectura es un trabajo en el cual se dialoga e interactua con diversos textos que se presentan o se elige a diario. Como lo sugiere Barthes,Roland (1953) en "El grado cero de la escritura" ; no es posible concebir una lectura sin escritura ni una escritura sin lectura. Lo demás, es un acto mecánico en el cual se reconocen una serie de palabras, que la mayoría de las veces no dicen nada a nuestras vidas. Desde antes de coger la primera hoja para leer, el verdadero lector es quien viene con una pregunta, con un problema a resolver y busca en un texto pistas para su búsqueda de conocimiento.

En la educación tradicional se había concebido la lectura como una actividad muy solemne, en la cual el niño no podía involucrar el juego y la risa. Con los años se ha venido revaluando este concepto y la lectura es ahora una actividad más amena e interesante. Prueba de ello es el impulso dado actualmente a la promoción de la lectura en niños y jóvenes, por parte de instituciones gubernamentales y privadas.
De igual forma, en los últimos años los lineamientos curriculares y las diversas pruebas de Estado han centrado su enfoque en la comprensión lectora, de una manera interactiva y vivencial. Como confirmación de este hecho, las últimas tendencias pedagógicas han mostrado un interés común por dar una nueva visión a la lectura, en la cual el niño se acerca a ella partiendo de sus vivencias y de su innata inclinación al juego.
Lo fundamental aquí es que para el niño la lectura y la escritura son como el juego o el dibujo algo agradable, informal. Es una fuente de expresión, es una vía de identificación con el adulto, es una rama, entre muchas otras, por la cual se acerca a la cultura compleja que lo acoge. Así empieza a escribir y a leer, pero allí no se va a quedar. El niño no es pasivo en sus construcciones .Si está en un medio rico, de manera muy rápida constata que no todos los niños escriben igual y sobre todo que sus garabatos no se parecen a los de los adultos.
La lúdica de este proceso, que va de la lectura a la escritura y viceversa, no solo está en el juego gestado en las diversas escrituras producidas, sino ante todo en el goce creativo que provoca una lectura activa, lejana a las perspectivas monótonas y aburridas, venidas de asumir la lectura solo desde su obligatoriedad.
Tomando el ejemplo del maestro y escritor italiano Gianni Rodari, el aula de clase se debe convertir desde ya en un taller de trabajo permanente, en el cual prime la curiosidad, el análisis, la creatividad y la alegría, en un ambiente de juego y reto consigo mismo. En las palabras de Rodari, esta óptica pedagógica solo puede ser confiada a quien confía en la creatividad; los que saben cuál es el valor de liberación que puede tener la palabra. "Todos los usos de la palabra para todos" parece un buen lema, con un bello sonido democrático. No para que todos sean artistas, sino para que nadie sea esclavo escritura libertaria .Esta libertad es un lujo que toda sociedad debería procurar a sus ciudadanos: tantos lenguajes como deseos…

Las propuestas pedagógicas para abordar la lectura y la escritura se han restringido siempre a estructuras fijas, provenientes de modelos psicológicos y/o lingüísticos. Se busca siempre aplicar unos cuantos métodos de abordar la escritura, a la inmensa gama de textos y discursos, hasta hoy generados por el ser humano. El sueño siempre ha sido encontrar una “fórmula” que permita abarcar todo el proceso de lectura y el de escritura.
Con planteamientos como los de Barthes y propuestas prácticas como las de Rodari, se integran día a día , junto a estos maestros se asume a la literatura como una alternativa liberadora del ser humano, desde la lengua misma y a partir de ésta, la exploración libre de todos los lenguajes. De lo que se trata entonces es de hacer partícipes del exploratorio juego de la escritura, como una práctica de la cual todos puedan hacer uso, no de una forma sumisa y gregaria, sino por el contrario libertaria, es decir creadora, al tiempo que se hace crítica de la inmensa gama de textos que nos rodean a diario. Recuperando el concepto etimológico de “texto”, se debe generar la conciencia de como cada uno puede hacer suyo y continuar el “tejido” significativo que conforma la infinita red de la cultura humana, en sus múltiples y diversos lenguajes. Con estos planteamientos, se asegura parte de una buena estrategia metodológica que conlleve a un eficiente rendimiento escolar.
Tomado de Fernández, José . Lector piano (protagonista de la novela De sobremesa)

Y como dijo el cantautor Sabina ,Joaquin en un verso de la canción "Jugar por Jugar" :

"La vida no es un bloc cuadriculado
Sino una golondrina en movimiento
no vuelve a los nidos del pasado
porque no quiere el viento"

De esa misma forma ( golondrina)se debe ver la educación, la escuela, los saberes, lo que el niño aprende, adquiere, conquista por el transitar de la escuela.
Esta debe estar orientada hacia una escuela en constante movimiento, dinámica, sin encasillar, ni delimitar los aprendizajes que le permitirán a los niños ver el proceso de una forma interesante, significativo y ameno.

Carolina Jaspe .

Rendimiento estudiantil vs. estrategias de enseñanza y aprendizaje

La importancia del rendimiento académico estudiantil es indiscutible en todos los niveles de la educación, que llama constantemente a la reflexión sobre todo cuando éste es bajo,
por todas las implicaciones negativas asociadas a él. En lo
personal y familiar como son las expectativas de los estudiantes y sus familias. En lo emocional originadas por las aspiraciones y las posibilidades reales de éxito de los estudiantes. En lo económico por el alto costo que implica tanto para la persona como para la Nación. En lo social, contribuye a generar inseguridad y desequilibrios sociales. En lo institucional puede implicar una disminución del rendimiento académico de los centros de educación media y una disminución de su capacidad de incrementar las oportunidades de estudio y matrícula; lo que ha preocupado y motivado investigaciones en este campo. Es necesario buscar , rediseñar estrategias, metodologia , herramientas que ayude a resolver o minimizar el problema de la repitencia, rendimiento estudiantil, abandono, deben de considerarse con mucha atención y prioritarios, posibilitando la mejora de la calidad de educación en los liceos. Hay que determinar la calidad de la participación del alumno en las experiencias de aprendizaje, así como los cambios en ese proceso y comparar la efectividad de las estrategias aplicadas con los resultados del rendimiento antes, durante y al final del proceso de aplicación de estrategias creativas, partiendo de la base de la asignatura de castellano y literatura porque la lengua materna, siempre, funciona como un factor de identidad social y personal.



Escrito por la Profesora Carolina Jaspe .